Tag Archives: Enel X

RECONECTANDO LA MOVILIDAD CON EL USUARIO: EL RETO DE TRANSMILENIO EN BOGOTÁ

NUESTRO EDITORIAL DE REVISTA LATINOBUS NÚMERO 46

Redacción Latinobus – William Marroquín

Cuando hace más de 21 años inició operación la primera ruta de Transmilenio, era claro que el esquema de transporte tradicional bogotano desaparecería. Durante este tiempo hubo varios avisos que presagiaban su extinción y durante más de diez años, las empresas existentes y pequeños transportadores estuvieron notificados de que el final de su negocio llegaría.

El ocaso de una era de casi ocho décadas, donde la administración de la ciudad perdió capacidad para prestar un servicio público esencial como la movilización urbana (entregándolo a empresas privadas), entraría en su recta final; incluso la propia Empresa Distrital de Transportes Urbanos fue ahogándose en corrupción y desgreño administrativo, llevándola a su liquidación hace más de 30 años.

Más de setenta años, en los que el sistema tradicional movilizó a los bogotanos, pero su crecimiento la condujo al desorden, generando problemas crónicos: modelo afiliador eludiendo responsabilidades, remuneración con base en pasajero recogido desencadenando la “guerra del centavo”, extensas jornadas, vehículos inadecuados y contaminantes, entre otros.

Iniciando la década pasada vino una renovación importante, acelerándose desde 2019 con el otrosí a los contratos suscritos entre TransMilenio y los operadores, quienes se comprometieron a desmontar las rutas habituales, retirar y desintegrar los vehículos sobrevivientes e incorporar autobuses de última generación con bajas o cero emisiones, mínimo ruido, confortables, accesibles y seguros.

Paradójicamente, la renovación de los buses zonales no está siendo bien recibida por la comunidad que muestra su descontento, dirigiéndose con cajas destempladas a los operadores y los medios que han informado el desmonte de las rutas, los vehículos antiguos y la llegada de los reemplazos. Desde la desafortunada politización a la que se somete el sistema, hasta reparos sobre las características de confort y seguridad de los nuevos autobuses, son el sentir de los usuarios.

Reprochan la demora con que los vehículos pasan por los paraderos, el esquema de validación que no les permite hacer los transbordos necesarios considerando que la movilidad capitalina está peor que nunca, una infraestructura vial que no ha crecido y con reducciones en los carriles aumentando los tiempos de desplazamiento. La ausencia de puntos para recargar los medios de pago autorizados aleja cada vez más al usuario del sistema y el descontento crece.

Hecha la tarea de renovación, Transmilenio debe retomar ese trabajo de acercarse a los barrios, mejorar el conocimiento del sistema y sus rutas con las comunidades, presionar para que los códigos de policía y penal se endurezcan para castigar ejemplarmente a delincuentes y defraudadores. Asimismo, Recaudo Bogotá tiene que recuperar el 35% de los puntos de recarga que perdió en junio de 2021 al terminar su contrato con Gelsa (dueña de PagaTodo).

Es inaceptable que lugares de gran afluencia de público como centros comerciales, hospitales, bibliotecas públicas, plazas y grandes hipermercados, entre otros, a los que se llega en Transmilenio, no cuenten con terminales automáticas para obtener la tarjeta personalizada y recargarla a cualquier hora, obligando a las personas a caminar largos trayectos para encontrar un lugar. Eso sí, en los propios paraderos, los revendedores de pasajes hacen su agosto en las narices de las autoridades.

También es vital acelerar la multimodalidad en los sistemas de última milla, antes que el crecimiento de los medios informales como bicitaxis termine asfixiando los barrios, a donde sólo puede llegar el autobús, que seguirá siendo eje de la movilidad bogotana, mientras que la primera línea de metro inicia su operación.

OPTIBUS Y ENEL X ALIADOS PARA ENCONTRAR MEJORAS EN LA OPERACIÓN DE LOS BUSES ELÉCTRICOS

INTEGRACIÓN DE TELEMÁTICA CON SISTEMAS DE RECARGA

Redacción Colombiabus – Optibus

Optibus es una plataforma de planificación y programación basada en la nube y en inteligencia artificial (AI) desarrollada en Israel y líder global en telemática. Cientos de autoridades de transporte y operadores de todo el mundo confían en Optibus para modernizar sus funciones de planificación y programación de transporte público. Fundada en 2014, Optibus ha sido reconocida por su aporte a la sostenibilidad y las ciudades inteligentes.

Enel X, la línea de negocio de soluciones energéticas avanzadas del Grupo Enel, y Optibus, anunciaron su colaboración para crear una solución integral para explotar autobuses eléctricos, combinando la robusta infraestructura de vehículos eléctricos (VE) de Enel X con el software de planificación y programación de vehículos eléctricos basado en la nube de Optibus.

«La infraestructura de Enel X y su experiencia en recarga inteligente, combinada con la plataforma de planificación, programación y optimización de Optibus, representa una solución integral para que todo el sector del transporte público se sume a la revolución de los vehículos eléctricos», dijo Valerio Vadacchino, Responsable de Global eBus en Enel X. «Estamos deseando trabajar con Optibus para ofrecer un enfoque innovador a la explotación de eBus en todo el mundo».

Gracias a esta colaboración, el software de Optibus ayudará a Enel X a optimizar la gestión de los eBus para sus clientes en más de 20 países, empezando por América Latina, Norteamérica y Europa, y los 1.800 eBuses a los que Enel X presta servicio en dichas regiones.

Para brindar apoyo a los operadores de autobuses a lo largo de todo el ciclo del vehículo eléctrico, Enel X y Optibus ofrecerán una solución completa que integra la red de infraestructura de Enel X, incluyendo el leasing de vehículos y autobuses eléctricos, cargadores y servicios energéticos, con el software de planificación y programación de vehículos eléctricos basado en la nube de Optibus, que incluye capacidades de optimización y modelado de la red de transporte, para ofrecer una propuesta más amplia a los operadores de autobuses.

Las dos compañías coinciden en que el transporte público totalmente eléctrico y sin emisiones no puede lograrse solamente sustituyendo los autobuses diésel por otros eléctricos. Al igual que los operadores de autobuses necesitan vehículos y cargadores eléctricos, también necesitan un software de gestión de vehículos eléctricos para garantizar el mantenimiento de los vehículos y las estaciones de carga, coordinar el tiempo y las ubicaciones de carga y optimizar la programación.

ALIANZA ZEBRA ANNOUNCED A NEW COMMITMENT FOR USD1.000 MILLION FOR EBUSES IN LATIN AMERICA

PRODUCTION IS ALSO EXPECTED TO INCREASE IN THE REGION

Colombiabus newsroom – C40 Cities / William Marroquín

Important announcements have been made during these days, in the framework of the United Nations Conference on Climate Change (COP26), which have repercussions at a global level. Also, multiple commitments to accelerate the electrification of transportation in Latin America have been signed during the world meeting.

One of them of great importance has been signed by the ZEBRA Alliance, an association directed by the Climate Leadership Group, known as C40 Cities and the International Council on Clean Transportation. The alliance works to support the deployment of more than 3,000 electric buses in Latin American cities. The investor group has publicly pledged through ZEBRA to make more than $1 billion available for well-structured zero-emission bus projects in the region.

AMP Capital (Australia), Enel X (Italy), ARC Global Fund (United States), Ascendal Group (United Kingdom), Ashmore Group (United Kingdom), Copec Voltex (Chile), EDP (Brazil), John Laing (United Kingdom) ), VEMO (Mexico) and VIP Green Mobility (Switzerland), are the investors who pledged to provide financial resources to deploy electric buses in the region.

These companies have already participated in electromobility projects in Latin America, mainly in the provision of both electric buses and infrastructures of the Red (Transantiago) systems in Chile, Transmilenio in Bogotá and Metrobus in Mexico City. They have also participated as a provider of funds for the development of batteries and propellants for the electrification ecosystems of the fleets.

In addition to the $1 billion investor commitment, a group of bus manufacturers and distributors, including new members Volvo, Zhongtong, IUSA, Busscar and Rennorgy, have pledged to make zero-emission vehicles available commercially available in Latin America and, where possible, produced locally.

These commitments expand the group of bus manufacturers with a formal interest in the region, which already included companies such as Andes Motor, BYD, CreattiEV SAS, Foton, Higer, Sunwin, Vivipra and Yutong, all of them with a declaration signed at the end of 2020.

Innovative business models and financial mechanisms are being developed and applied to enable the large-scale deployment of electric buses, such as the separation of ownership and operation of the buses seen in Santiago and Bogotá, and the separation of ownership of the chassis of the bus and the battery in São Paulo.

Business models like these, in which manufacturers and investors play a crucial role, can help municipalities and private operators overcome lack of capital and difficult access to credit, reducing financial risks. Over time, these investments will continue to expand bus deployment
electric throughout the region.

HIGER PRESENTA PARA LATINOAMÉRICA SU PRIMER BUS ELÉCTRICO DE LA LÍNEA AZURE

PRUEBAS EN SAO PAULO DURARÁN 6 MESES

Redacción Colombiabus – Higer Latinamerica / William Marroquín

Con cerca de 23 millones de habitantes, São Paulo es la décima ciudad más poblada del planeta y la segunda en Latinoamérica, por donde circulan diariamente más de 6,5 millones de vehículos que conoce unos atascos fenomenales, que pueden alcanzar varios kilómetros, haciendo que los desplazamientos sean una pesadilla. También generan grandes presiones para buscar soluciones de movilidad sustentable y que contribuyan a una mejor calidad en los viajes dentro de las ciudades.

La ciudad también está preparándose para la electrificación de su transporte público y esperan dar sus primeros pasos, por eso existe un compromiso para que la gran metrópoli brasilera tenga en 2024 por lo menos 2.600 buses eléctricos. Este anuncio del Alcalde de São Paulo, Ricardo Nunes ha acompañado la presentación para Latinoamérica del nuevo autobús chino Higer Azure A12 que iniciará pruebas en la ciudad.

Si bien el autobús ha sido construido en China, está preparado para recibir aportes de proveedores en Brasil, cuenta con 12,2 metros de largo capaz de movilizar a 70 pasajeros con dos puertas de acceso. Comn un peso bruto vehicular de 13.700Kg, es un poco más ligero que los buses equivalentes y puede alcanzar una autonomía de hasta 270Km, mientras que las baterías podrán recargarse en un máximo de 3 horas.

Un detalle curioso es que al menos para iniciar su vida comercial, no está previsto que llegue como chasis para ser carrozado localmente, de hecho se espera que pueda llegar en los próximos contingentes de importación que prevéen aprobarse en Brasil. Pese su origen importado, Higer ha celebrado alianzas con importantes marcas ubicadas en el país, que son socias y proveedoras de componentes para su fabricación: Valeo para climatización, ZF aporta los ejes, Dana la transmisión, la dirección es de origen Bosch, TRW desarrolló la suspensión, Wabco se encargó de los frenos, Michelin con sus ruedas y Mobitec será responsable de los ruteros electrónicos.

El bus llegará en configuración PKD a Brasil y los componentes mecánicos de las marcas mencionadas, se instalarán en el país, pero Higer estará a cargo tanto de la carrocería, baterías, tren de potencia y los sistemas de telemática.

“La gran tecnología de Higer es la gestión de controladores e inversores de energía, además de las baterías. Tenemos un paquete cinco en uno, de un centro de gravedad mejorado a diferencia de otras marcas, con eso ganamos en peso y costo de mantenimiento. La tecnología monobloque, que estamos proponiendo en Brasil, es la más adecuada. Eso es porque el autobús eléctrico es muy sensible al peso y al volumen. Higer tiene chasis, pero las carrocerías brasileñas son muy pesadas, lo que deja entre una tonelada y media más ” explica Marcello Barella, Director de Ventas para Brasil, Colombia, Venezuela y Uruguay de Higer Bus.

Para facilitarle a los operadores la adquisición del bus, Higer ha firmado alianzas con EnelX y Engie para desarrollar modelos de arrendamiento financiero y operativo con unos plazos nunca antes vistos: contratos que podrán extenderse hasta 15 años, donde el bus regresará al fabricante una vez termine su vida útil. Los acuerdos también incluyen el costo de reposición de las baterías en el octavo año, repuestos, infraestructura de recarga y por supuesto, el pago de la energía. Son plazos acorde con la realidad de la operación, que permitirán que durante la vida útil del vehículo, sus costos sean más económicos que otras opciones del mercado.

TRANSMILENIO NO TENDRÁ NUEVAS LICITACIONES DE BUSES EN 2022, VOLVERÁ CON LOS PROCESOS EN 2023

SE BUSCA QUE EL 100% DE LA NUEVA FLOTA SEA ELÉCTRICA

Redacción Colombiabus – Transmilenio

Durante las últimas jornadas de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre cambio climático (COP26), líderes mundiales y expertos en movilidad han estado evaluando y compartiendo estrategias para desarrollar nuevas acciones que permitan mitigar los efectos del cambio y preparar tanto las ciudades como los sistemas de transporte.

En Colombia, se están impulsando varios proyectos de transporte limpio como la Primera Línea del Metro de Bogotá, el Regiotram de Occidente, en Cundinamarca, y el Tren Ligero de la avenida 80, en Medellín, 100% eléctricos. También sistemas como Transmilenio deben seguir su ruta hacia la renovación de todos los buses de la capital del país, para completar 1485 con tecnología de propulsión eléctrica que llegarán al componente zonal asignados a las localidades de Fontibón y Usme.

Iniciando 2021 se informó que quedaban por licitarse 1.100 buses zonales, que dependiendo del comportamiento de la pandemia podrían tener sus procesos durante este año. Sin embargo, el comportamiento de la demanda de pasajeros del sistema que durante varios meses sufrió importantes disminuciones a raíz de las medidas de distanciamiento y los cambios en los hábitos de movilidad, ha detenido los procesos licitatorios. Adicionalmente, las nuevas troncales de articulados, corredores verdes, líneas de metro, tranvías y cables que son propulsión eléctrica, también deberán acoplarse a las rutas de autobuses actuales.

Esto ha conducido a la decisión de no licitar en lo que resta del año y tampoco en 2022, para aprovechar el avance de la electromovilidad y recibir postulantes únicamente de tecnologías eléctricas en 2023 y 2024. Asimismo, esto le permitirá a Transmilenio hacer los ajustes para dimensionar la necesidad real de flota que debe llegar para renovación.

Cabe recordar también que a mediados de año, cuando se aprobó el proyecto de descarbonización para Bogotá, se había definido inicialmente que los buses articulados y biarticulados, tendrían la opción de utilizar tecnologías no eléctricas, considerando que no existían tantas opciones para los modelos de mayor capacidad. Este postergamiento a los planes de licitación, da tiempo para que estas versiones se desarrollen más y se amplíe la oferta de fabricantes que podrían aportar su tecnología para la capital del país.

.

ALIANZA ZEBRA ANUNCIÓ NUEVO COMPROMISO POR USD1.000 MILLONES PARA eBUSES EN LATINOAMÉRICA

TAMBIÉN SE ESPERA AUMENTAR LA PRODUCCIÓN EN LA REGIÓN

Redacción Colombiabus – C40 Cities / William Marroquín

Importantes anuncios se han hecho durante estos días, en el marco de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26), que tienen repercusiones a nivel global. También, múltiples compromisos para acelerar la electrificación del transporte en Latinoamérica se han firmado durante el encuentro mundial.

Uno de ellos de gran importancia, ha sido el firmado por la Alianza ZEBRA, asociación dirigida por Grupo de Liderazgo Climático, conocido como C40 Cities y el International Council on Clean Transportation. La alianza trabaja para apoyar el despliegue de más de 3.000 buses eléctricos en las ciudades latinoamericanas. El grupo de inversores se ha comprometido públicamente a través de ZEBRA a poner a disposición más de mil millones de dólares para proyectos bien estructurados de autobuses de emisiones cero en la región.

AMP Capital (Australia), Enel X (Italia), ARC Global Fund (Estados Unidos), Ascendal Group (Reino Unido), Ashmore Group (Reino Unido), Copec Voltex (Chile), EDP (Brasil), John Laing (Reino Unido), VEMO (México) y VIP Green Mobility (Suiza), son los inversionistas que se comprometieron a aportar los recursos financieros para desplegar los buses eléctricos en la región.

Estas compañías ya han participado en proyectos de electromovilidad en Latinoamérica, prinicpalmente en la provisión tanto de autobuses eléctricos como infraestructuras de los sistemas Red (Transantiago) en Chile, Transmilenio en Bogotá y Metrobus de Ciudad de México. También han participado como proveedor de fondos para desarrollo de baterías y propulsores de los ecosistemas de electrificación de las flotas.

Además del compromiso de los inversionistas de 1.000 millones de dólares, un grupo de fabricantes y distribuidores de autobuses, entre los que se encuentran los nuevos miembros Volvo, Zhongtong, IUSA, Busscar y Rennorgy, se han comprometido a hacer que los vehículos cero emisiones estén comercialmente disponibles en América Latina y, cuando sea posible, se produzcan localmente.

Estos compromisos amplían el grupo de fabricantes de autobuses con interés formal en la región, que ya contaba con empresas como Andes Motor, BYD, CreattiEV SAS, Foton, Higer, Sunwin, Vivipra y Yutong, todas ellas con una declaración firmada a finales de 2020.

Se están desarrollando y aplicando modelos de negocio y mecanismos financieros innovadores para hacer posible el despliegue a gran escala de autobuses eléctricos, como la separación de la propiedad y la explotación de los autobuses vista en Santiago y Bogotá, y la separación de la propiedad del chasis del autobús y la batería en São Paulo.

Modelos empresariales como estos, en los que los fabricantes y los inversores desempeñan un papel crucial, pueden ayudar a los municipios y a los operadores privados a superar la falta de capital y la dificultad de acceso al crédito, reduciendo los riesgos financieros. Con el tiempo, estas inversiones seguirán ampliando el despliegue de autobuses
eléctricos en toda la región.

10 AÑOS DE eBUSES EN LATINOAMÉRICA Y EL DESAFÍO DE ENEL X EN LA REGIÓN PARA DESCARBONIZAR LAS CIUDADES

ESPERAN PARTICIPAR EN EL DESPLIEGUE DE MÁS DE 3.000 eBUSES

Redacción Colombiabus – Enel Group

En abril de 2011 se instalaba en Chile, la primera estación de carga en Latinoamérica, eso fue el comienzo de la electrificación del transporte en las ciudades de la mano de Enel X, una base que permitió el crecimiento de las actividades en Suramérica y que ha servido como carta de presentación para que el grupo ingrese a mercados como la Unión Europea y Australia, buscando proporcionar vehículos, infraestructura de recarga y servicios para ciudades inteligentes.

Desde la instalación de esa estación de carga en Chile, se han dado grandes avances para que la electromovilidad sea un dinamizador del desarrollo de las ciudades inteligentes. Actualmente, los proyectos en Latinoamérica de Enel X están en marcha en Chile, Colombia, Perú, México, Uruguay y Brasil. A nivel mundial, Enel X ya ha sido contratado en varios de los proyectos donde administrará y dará servicio a más de 1.400 e-buses, lo que lo convierte en el proveedor de soluciones de e-bus más grande del mundo hoy en día fuera de China.

DCIM\100MEDIA\DJI_0050.JPG

América Latina tiene una de las tasas más altas de emisiones nocivas del mundo y países como Chile, Perú, Colombia, Brasil y México se encuentran entre los 100 países más contaminados del mundo, adicionalmente, el 81% de la población de los países latinos vive en áreas urbanas. Electrificar el transporte público es una vía clave para reducir las emisiones de carbono, especialmente en las grandes ciudades, ya que el continente tiene algunas de las ciudades de más rápido crecimiento del mundo, lo que también las hace algunas de las más congestionadas en el planeta, como Bogotá, Lima, Ciudad de México, Río de Janeiro y Santiago de Chile.

Enel X también forma parte de la alianza Zebra, que busca asegurar 1.000 millones de dólares para desplegar más de 3.000 eBuses en las calles latinoamericanas. Los fabricantes buscan expandir su oferta de buses eléctricos en la regiómn, mientras que las entidades financieras buscarán poner a su disposición fondos de inversión para proyectos de autobuses.

En Santiago de Chile, Enel X ha proporcionado 500 e-buses, 11 depósitos y alrededor de 245 estaciones de carga. Gracias en parte al apoyo de Enel X, Chile tiene el segundo lugar en el mundo con más buses eléctricos circulando por sus calles, después de China. Adicionalmente, el gobierno chileno anunció planes para reemplazar todos los autobuses en Santiago por modelos eléctricos, adquiriendo unas 6.500 unidades para 2050.

En Bogotá (Colombia), Enel X se adjudicó un contrato con Transmilenio para ser proveedor de 878 e-buses (406 unidades a finales de 2020, que serán entregadas iniciando 2022) y 6 estaciones de e-bus equipadas con 412 puntos de recarga. Las últimas iniciativas también incluyen el proyecto #UnNuevoAire en Suba, Fontibon y Usme. En Lima, la introducción de los e-buses supuso un total de 56.210 km recorridos en poco más de un año y se evitaron 67.114 kg de emisiones de CO2.

En Brasil, Enel X también es parte de un proyecto desarrollado por Enel Distribuição São Paulo, denominado Urban Futurability, que está transformando el barrio de Vila Olímpia de São Paulo en un laboratorio vivo para la revolución energética y la sostenibilidad, en el que las soluciones de electrificación para transporte público urbano, estarán a cargo de Enel X. Urban Futurability es implementado por Enel São Paulo en asociación con las autoridades del gobierno local y la Agência Nacional de Energia Elétrica (ANEEL), el organismo regulador nacional que contribuyó al financiamiento del proyecto como parte de su programa de investigación y desarrollo.

COLOMBIA ES MODELO PARA ACELERAR ELECTROMOVILIDAD EN BRASIL SEGÚN ENEL X

Redacción Colombiabus – William Marroquín / Techni Bus

LA ENTREGA DEL NUEVO PATIO DE E-BUSES EN USME ESTIMULA

Se entregaron 133 nuevos buses eléctricos para el componente zonal y alimentador de Transmilenio en Bogotá, asignados a la localidad de Usme, incluyendo un nuevo patio para la recarga de los vehículos. Estas unidades, hacían parte del último grupo de autobuses, que se adjudicaron en noviembre de 2019 y es además el cuarto electroterminal que entrega Enel X para garantizar el correcto suministro de energía para las rutas que serán atendidas en esta zona al sur de la capital colombiana.

Estos 133 buses, se sumaron a los 350 que habían sido entregados desde finales de 2020 para operación en las localidades de Fontibón, Rafael Uribe, Suba y ahora Usme. La nueva zona será atendida por el operador E-Somos alimentación, que recibió un nuevo contingente de buses BYD del modelo B13S01 en configuración padrón para 80 pasajeros y B9S01 como busetón de 50 pasajeros. Los buses estarán operando hasta el año 2035 según el contrato firmado con Transmilenio, donde E-Somos administrará el patio.

Un patio con la última tecnología para ser amigable con el ambiente, equipada con cárcamos elevados que fueron instalados sobre el edificio administrativo. Cuenta con 62 puntos dobles para las recargas de energía, zonas de alistamiento y mantenimiento, instalación de lavado con planta de tratamiento de aguas residuales, parqueaderos y otras instalaciones. Una obra que fue construida por Enel X – Codensa según las especificaciones de Transmilenio, con Terpel-Voltex como encargada de suministrar la energía. Se construyeron 20.500 metros cuadrados y se destinó un área de sesión ambiental de 4.000m2 para zonas de jardinería y arborización.

Experiencias como la Colombiana y en Chile, donde también se han desarrollado procesos de electrificación de flotas, impulsan a Enel X para llevar proyectos similares a Brasil, donde el potencial en transporte público urbano es muy grande, que de momento concentra todas las actividades en las ciudades de São Paulo (SP) y Salvador (BA). “Hoy nuestra estrategia en el área de la movilidad eléctrica urbana es ser un impulsor, llevar todo este concepto para construir proyectos interesantes en Brasil. Entonces, veamos los errores y los éxitos, lo cual es natural en iniciativas de esta magnitud. Estamos empezando a ganar una gran relevancia en el mercado latinoamericano ”, comenta Carlos Eduardo Cardoso de Souza, responsable del área Business to Government de Enel X .

Para ellos el modelo chileno se adapta muy bien a sus deseos, pues el gobierno aporta la garantía financiera. Enel X estaría en disposición de entregar una oferta integral, incluyendo en el modelo suministro del bus eléctrico apto para la ciudad, flota alimentada al 100% por batería, adecuación de patios, toda la infraestructura energética necesaria, infraestructura de carga, incluyendo conectores y la plataforma de carga para el mantenimiento predictivo, preventivo e integración con telemetría de bus.

Por todo ese esquema integral, el cliente pagaría una tarifa mensual por la prestación de los servicios, asegurando una viabilidad financiera para quien asume el costo. Esta iniciativa se enmarca dentro de las acciones más amplias que está llevando a cabo Enel X para impulsar la movilidad eléctrica en el transporte público. Además de los proyectos en Chile, Colombia y Brasil, Enel X está implementando otras iniciativas de e-bus en Perú (Lima), Uruguay (Montevideo), Estados Unidos, España (Barcelona) e Italia.

COMPRAR EL CHASÍS Y ARRENDAR LAS BATERÍAS, UNA OPCIÓN EN BUSES ELÉCTRICOS

Redacción Colombiabus – Clean Energy Works

UNA ALTERNATIVA PARA REDUCIR COSTOS DE COMPRA

Uno de los principales problemas para la masificación de los autobuses eléctricos, está en el elevado costo de las baterías que pueden llegar a representar un 40% del valor del autobús y además deben reponerse transcurrido cierto tiempo, generando una enorme presión para los operadores respecto a los tipos de tecnología que deben elegir. De acuerdo con la organización Clean Energy Works, existen en la gestión de los autobuses eléctricos, cuatro modelos de negocio en la operación de buses eléctricos.

Esta organización norteamericana, socia de la red de buses cero misiones Zebra, trabaja encontrando modelos de negocios que permitan solucionar los problemas de escasez de recursos, que podrían hacer peligrar la inversión en buses eléctricos. Lo primero es identificar cuáles son esos modelos de operación para los vehículos y Clean Energy Works encuentra cuatro alternativas.

La primera es la más obvia, donde una empresa compra los buses y se alía con una compañía energética que le suministrará la electricidad. Quien compra el bus, es generalmente el mismo que lo opera. La segunda opción es donde los proveedores de energía compran los vehículos y se los arriendan a los operadores de transporte, quienes tienen los contratos con los municipios.

El tercer modelo es el que se ha dado en los últimos años en Bogotá tanto en el componente zonal como en el troncal de Transmilenio; en este una compañía es la proveedora de los vehículos y compra el bus con todo el equipo incluyendo (en el caso de los eléctricos) las baterías, encargándose además de la operación del bus durante el tiempo de duración del contrato. Finalmente, la cuarta alternativa es donde la compra separa el componente más caro (las baterías) para que las empresas de energía se encarguen de ello y el operador compra el chasis.

Es en este cuarto modelo donde aparece Clean Energy Works y su modelo Pay As You Save (PAYS) o “Paga mientras Ahorras”. En este caso no se paga asume directamente todo el costo del bien de capital (CAPEX), sino que el costo de la batería se traslada como un gasto operativo, que se amortiza a través del pago de las mensualidades a la empresa de energía que compró la batería que se instaló en el bus. Eso le permite al operador pagar por el uso del acumulador, pero no por su tenencia y le podría facilitar la reposición cuando cumpla su vida útil.

No obstante, para instalar este tipo de modelo deben levantarse ciertas barreras. Entre los obstáculos que menciona la directora se encuentran las empresas eléctricas, que pueden oponerse; la poca estabilidad de un operador con su cliente; la falta de financiación de las pequeñas compañías; y la escasez de incentivos fiscales y fondos de garantía. El modelo sigue en desarrollo, se ha ejecutado en algunas operaciones en Estados Unidos y Brasil, aunque se espera replicarlo en los futuros sistemas de transporte masivo latinoamericanos.

LISTOS 120 BUSES Y EL PRIMER PATIO PARA BUSES ELÉCTRICOS DE TRANSMILENIO

Redacción Colombiabus – Transmilenio

LOS BUSES ESTÁN LISTOS PARA COMENZAR EN DICIEMBRE 26

La Alcaldía de Bogotá, a través de Transmilenio, ha entregado 120 nuevos buses eléctricos, para los usuarios del componente zonal en la localidad de Fontibón, junto con el primer patio 100% eléctrico de la ciudad, cuya operación comenzará el próximo 26 de diciembre. Estas entregas muestran el compromiso del ente gestor del sistema de movilidad bogotano para ampliar la cobertura del componente zonal con buses modernos. El patio Fontibón I – Refugio y los 120 buses eléctricos que operarán entre el Portal ElDorado y los sectores de La Felicidad y Modelia, son el primer paso del proyecto en el cual se vinculan buses de cero y bajas emisiones para beneficiar a los usuarios del SITP, mejorar el servicio y favorecer el medio ambiente.

“Este patio eléctrico es el primero de los cuatro que entrarán en operación de manera gradual. Se prevé que los otros tres estén listos en el primer semestre de 2021. Además, con esta entrega de 120 buses y 13 que se vincularon al sistema en noviembre, estamos cerrando el año con 133 vehículos nuevos, cero emisiones. Bogotá contará con una flota de 889 buses eléctricos, la más grande del país, y se consolidará como referente en movilidad eléctrica en América Latina”, señaló Felipe Ramírez, Gerente General de Transmilenio.

La construcción del patio, el sistema de carga y suministro de energía estuvo a cargo de Enel X, línea de negocio de Enel-Codensa; la provisión de los 120 buses marca BYD la adelantó Celsia, como concesionario de provisión; y la operación de la flota y el patio estará a cargo del concesionario Gran Américas Fontibón I S.A.S. por un periodo de 15 años. Esta primera entrega comprende 60 buses tipo padrón, de 80 pasajeros, y 60 busetones, con capacidad para 50 pasajeros. Los buses beneficiarán a más de 69.300 usuarios, en promedio en un día hábil, y prestarán su servicio en las siguientes rutas del componente zonal del sistema, alimentadoras y urbanas.

Los 120 vehículos nuevos cuentan con propulsión mediante motores eléctricos con cero emisiones contaminantes y están dotados de elementos tecnológicos para el servicio de los ciudadanos como Wifi para conexión de los pasajeros, pantalla de 24 pulgadas y sistema de parlantes para información a bordo, puertos USB para la recarga de dispositivos móviles a bordo, sensores para el conteo de pasajeros en ascenso y descenso, canal exclusivo de radio proyectado para desplegar información, panel de información interno sobre rutas y paradas, plataforma de acceso para personas con discapacidad, área para silla de ruedas y espacio para los usuarios que requieran ayuda viva con perro guía, cámaras internas y sensores de peso.

El conductor cuenta con cabina de seguridad para protegerlo de los riesgos de transmisión de enfermedades y poder preservar el distanciamiento. Además tiene seguimiento desde el centro de control y pantallas inteligentes, que se complementan con el rutero electrónico exterior en colores para informar claramente los puntos de paso y destino.

EL PRIMER PATIO DE BUSES ELÉCTRICOS

El lugar donde se ubica el patio, durante mucho tiempo permaneció como sitio de almacenamiento de chatarra, que ahora cuenta con una infraestructura para ser amigable con el medio ambiente. Dentro de la operación del sistema, la función del patio es prestar todos los servicios necesarios para que lo buses puedan operar, como estacionamiento, recarga de baterías, alistamiento y mantenimiento. Aquí también se realizan las demás actividades de control requeridas para garantizar la disponibilidad permanente de los vehículos para la prestación del servicio público de transporte.

Uno de los grandes avances en materia de infraestructura fue el diseño, construcción y electrificación de los 56 puntos dobles de carga, que permite la recarga en simultáneo de más de 100 buses. El sistema de cargadores eléctricos cuenta con certificación RETIE, gestión de recarga y control de potencia de 150 kilovatios. Con esto, un bus demora entre 2 y 4 horas en cargar por completo su batería y le da autonomía para recorrer 260 kilómetros.


“Estamos comprometidos con la Transición Energética, en donde la movilidad eléctrica juega un rol fundamental. Con la entrega de esta infraestructura de recarga amigable con el medio ambiente contribuimos al progreso y a la sostenibilidad de Bogotá, que vive un momento histórico. Nos complace ser parte de este proyecto y aportar para tener un nuevo aire y transformar la manera en la que las personas habitan y disfrutan su ciudad”, indicó Lucio Rubio Díaz, director general de Enel en Colombia