EDITORIAL COLOMBIABUS EDICIÓN 36: VOLVIMOS A LA RUTA

Por: Charlie Rodríguez.

VOLVIMOS A LA RUTA

La pandemia derivada de la propagación de la enfermedad Covid-19 representado un nuevo orden global en la mayoría de las actividades humanas y el transporte de pasajeros no podía ser la excepción.

Aunque el servicio urbano continúa operando con restricciones, movilizando a aquellos que por fuerza mayor debían seguir dinamizando la cadena productiva y de suministros, la para en los segmentos especial, escolar e intermunicipal fue casi total, representando pérdidas multimillonarias para el sector, que de acuerdo con los cálculos realizados por las agremiaciones como el consejo superior del transporte y Colombiabus, involucra a casi un millón de colombianos en su cadena productiva.

Fueron cinco meses de detención que pusieron a prueba la solidez del gremio y su capacidad de adaptación pero que sobre todo, que han dejado muchas enseñanzas para todos quienes derivan su sustento de la movilización de personas, entre ellas, la necesidad de fortalecer la unión entre las compañías operadoras, de cada a presentarse ante las autoridades de transporte y el gobierno nacional como una fuerza necesaria e imprescindible para el devenir nacional esa capacidad de cohesión es la que hace que además la opinión pública, los medios de comunicación masivos y la banca, le den seriedad al caso de un a un gremio que mueve más de 200 millones de pasajeros al año.

Y es que al ver que el gobierno nacional pretende desembolsar a título de préstamos cerca de 370 millones de dólares para ayudar a la reactivación de la otrora «Aerolínea de Colombia», el escozor y descontento se agudizan durante la cuarentena los recursos estatales para apoyar al sector transporte durante la pandemia fueron íntimos, el acceso a los mismos una utopía y la persecución a través de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales, la Supertransporte y el Ministerio de Protección Social, el pan de cada día.

A pesar de las adversidades, empresarios, conductores, propietarios personal de logística, la cadena de suministros del sector, carroceros, fabricantes de chasises, aseguradores y hasta nuestra revista, volvimos a la ruta fortalecidos y convencidas que somos una fuerza indispensable para el crecimiento del país una nación que se mueven bus, que se conecta a través de sus maltrechas carreteras y que necesita de sus compañías de transporte para seguir adelante.

Esta nota es un homenaje a todos quienes estoicamente logramos soportar estos meses en casa, pero que debemos continuar sobre ruedas para seguir haciendo empresa, así seamos considerados «sujetos de alto riesgo» por la banca, que no entiende que lo que realmente representa un riesgo, es dejar incomunicado al país.

Nuestros mejores deseos en el regreso a la ruta desde este, el canal del autobús en Colombia.

ESTRENO MUNDIAL DE SOLARIS Y SU URBINO 15 PISO BAJO ELÉCTRICO

Redacción Colombiabus – Solaris Bus & Coach

PRIMER ELÉCTRICO DE LA MARCA PARA SERVICIO INTERURBANO

La polaca Solaris, propiedad del grupo español CAF presentó a nivel mundial un modelo que complementa el reconocido Urbino, que tiene una gran aceptación en los mercados europeos con sus versiones de 12 metros y 18 metros articulado. Faltaba un modelo intermedio que permitiera facilitar la planificación de rutas más allá de los límites de las ciudades y con esa premisa, se creó el nuevo Urbino 15 LE eléctrico, primero de la marca orientado a ese tipo de operación interurbana.

La novedad eléctrica de Solaris sorprende por la flexibilidad de las soluciones utilizadas. Las características de un bus de entrada baja, gran alcance con una sola carga y una amplia gama de opciones para equipos adicionales podrá satisfacer las necesidades tanto del tráfico urbano como de las rutas suburbanas. Una variedad de soluciones técnicas también permite que la configuración del bus se adapte perfectamente a las necesidades individuales de cada operador.

El corazón del Urbino 15 LE electric es un motor eléctrico de 300 kW. Para impulsar la eficiencia y reducir consumo de energía aún más, la propulsión se realizó en la innovadora tecnología SIC, es decir, mediante el uso de circuitos basados ​​en carburo de silicio. El motor está refrigerado por líquido, mientras que la potencia motriz se transmite al segundo eje del vehículo. Energía derivada de un juego de 6 baterías, con un total capacidad de 470 kWh, se alimenta al sistema de propulsión. Se han instalado 4 paquetes en la parte trasera del autobús, los dos restantes se han montado en el techo. Las baterías Solaris High Energy + de última generación ofrecen alcances de hasta cientos de kilómetros con una sola carga.

Las baterías del nuevo modelo se pueden recargar en modo rápido, usando un pantógrafo – tanto uno convencional, montado en el techo, como uno invertido, bajado sobre el techo del autobús en la estación de carga. Además, cada modelo de autobús eléctrico de tres ejes está equipado con un conector enchufable para recargar vehículos en las instalaciones de una estación de autobuses. Para la conveniencia del
clientes, el productor ha ideado cuatro opciones para colocar el enchufe de carga en el según la posición del eje.

Los pasajeros podrán viajar con gran confort gracias al aire acondicionado, existen opciones desde 53 hasta 65 asientos y una capacidad máxima para 105 ocupantes incluyendo a quienes viajan de pie. Además, dos asientos del novedoso vehículo están equipados con ISOFIX, es decir, un sistema que permite la sujeción de un asiento para niños.

El panel del conductor interactivo con pantallas táctiles combina muchas funciones de seguridad avanzadas. Comenzando con advertencias que aconsejan abrocharse los cinturones de seguridad, luces y parabrisas encendidos automáticamente limpiaparabrisas, cámaras de gran angular en lugar de espejos laterales que garantizan una excelente visibilidad, y que terminan con el sistema activo de asistencia al conductor Mobileye Shield +, para detectar puntos ciegos, peatones y advertencias de colisión.

COMIENZA OFICIALMENTE CONSTRUCCIÓN DE PRIMERA LÍNEA DEL METRO DE BOGOTÁ

Redacción Colombiabus

SE ESPERA QUE MOVILICE A LOS PASAJEROS DESDE 2028

Con la firma del acta de inicio del contrato de concesión entre la Empresa Metro de Bogotá y el consorcio Metro Línea 1 S.A.S. comienza oficialmente el proceso a lo largo del cual el concesionario construirá y pondrá en operación la Primera Línea del Metro de Bogotá.

Tuvieron que pasar casi ocho décadas para llegar a esta instancia, donde se espera que la nueva obra se convierta en un símbolo de igualdad y transformación de la sociedad bogotana. La firma del acta de inicio del contrato de concesión, entre el gerente general de la Empresa Metro, ingeniero Andrés Escobar Uribe, y el representante legal de la empresa Metro Línea 1 S.A.S., Wu Yu, se realizó, con todas las medidas de bioseguridad y ante la presencia de pocos invitados, en los terrenos donde comenzará a construirse el patio taller, que, resaltó el gerente de la Empresa Metro, Andrés Escobar, es el trabajo más largo y complejo de todo el proyecto.

Mapa de las líneas proyectadas del Metro de Bogotá y sus puntos de integración con Transmilenio – Foto: Metro de Bogotá



El contrato de concesión, cuya acta de inicio se firmó esta mañana, se desarrollará en tres etapas. La primera, que tendrá una duración de 27 meses, incluye la realización de los diseños de detalle, los cuales se llevarán a cabo a partir de las especificaciones estipuladas de acuerdo con los estudios de ingeniería básica avanzada realizados por la Empresa Metro de Bogotá.

Adicionalmente, durante esta primera etapa, el concesionario comenzará a construir el patio taller, en la localidad de Bosa, donde se guardarán y se les realizará el mantenimiento a los trenes, y un paso deprimido en la calle 72 con avenida Caracas, que ayudará a descongestionar ese importante sector de la ciudad antes del inicio de las obras del viaducto.

Mapa de la Primera Línea de Metro, con estaciones y cicloparqueaderos proyectados – Foto: Metro de Bogotá

Durante la segunda etapa, que tomará cinco años, se construirá el viaducto y las 16 estaciones, se reconfigurará la estructura vial, incluyendo la construcción del urbanismo para TransMilenio, vehículos particulares y ciclorrutas, y se creará nuevo espacio público y mobiliaria urbano; adicionalmente, se construirán nuevos puentes en la avenida 68 y un deprimido peatonal en la calle 13.

Finalmente, en la tercera etapa se realizarán las pruebas de todo el sistema, que deberá comenzar su operación comercial en el segundo semestre de 2028.

HINO Y BYD FIRMAN TRATO PARA DESARROLLAR BUSES Y CAMIONES ELÉCTRICOS

LA NUEVA COMPAÑÍA OPERARÁ DESDE CHINA EN 2021

Redacción Colombiabus – Hino Global

Dos gigantes asiáticos se unen, desde Japón Hino Motors, del Grupo Toyota, principal fabricante de camiones y buses del país del sol naciente, por el otro desde China, BYD el líder mundial en fabricación de vehículos eléctricos. Ambos han firmado un acuerdo para desarrollar una empresa conjunta orientada a fabricar nuevos vehículos eléctricos, entre ellos buses y camiones.

La nueva empresa se establecerá en China en 2021, con BYD y Hino cada uno haciendo una inversión de capital del 50%. La asociación combinará las fortalezas de ambas compañías para desarrollar vehículos eléctricos de batería y tendrá como objetivo implementar rápidamente los productos ideales para las necesidades de los clientes, especialmente en el mercado asiático, buscando reducir la huella de carbono en las sociedades.

No se revelaron las cifras del nuevo acuerdo, aunque las proyecciones apuntan a lanzar vehículos inicialmente con el escudo Hino, en los próximos cinco años. Los orígenes de la marca japonesa se remontan a 1910, presentando su primer autobús en 1930, mientras que BYD lleva varios años como el mayor productos de vehículos eléctricos del mundo, con presencia en más de 300 de 50 países.

CAIO COMIENZA ENTREGAS DE SU MIDIBUS F2400 CON NUEVO DISEÑO FRONTAL

Redacción Colombiabus – Caio Induscar

ACTUALIZACIÓN PARA EL MODELO LANZADO EN 2017

Caio Induscar, fabricante con más de 74 años de historia del estado de Sao Paulo, localizado en la ciudad de Botucatu, presentó hace algunas semanas una actualización de su minibús F2400, que sufrió un «facelift» con cambios en su aspecto frontal para renovar su imagen. Un autobús lanzado al mercado en el segundo semestre de 2017, ha sido un éxito de ventas desde su lanzamiento. El modelo sigue el ADN de los demás productos de la marca Caio, que añaden diseño, resistencia estructural, seguridad, facilidad de mantenimiento y sustitución de piezas, a un coste asequible para el cliente.

Disponible en versiones urbana y ejecutiva, la F2400 mantuvo las formas aerodinámicas y atrevidas de su diseño original, pero el nuevo diseño frontal está más en línea con la identidad visual de los productos Caio, conocidos por sus características modernas y sofisticadas. Las líneas, antes más redondeadas, fueron reemplazadas por ángulos más marcados y aspecto geométrico, una tendencia en los vehículos de pasajeros actuales. Se conservó la amplia zona de visibilidad que proporcionaba el parabrisas, que se evidenciaba con una nueva rejilla, con un diseño exclusivo y de fabricación propia.

Buscando la optimización de costes y la agilidad en la reposición de artículos, la F2400 recibió un nuevo conjunto óptico y elementos intercambiables con otros modelos de la marca y un componente LED, con doble función: DRL (luz diurna) y flecha. En el nuevo proyecto F2400 se conservó la amplia zona de visibilidad, proporcionada por el parabrisas, que se evidenciaba con una nueva rejilla, con diseño exclusivo y fabricación propia.

Cuentan con elementos tecnológicos como el sistema multiplex, que proporciona al conductor un control completo de las funciones del bus y ayuda en la identificación de fallas operacionales y eléctricas del vehículo; Tomas USB para cargar dispositivos móviles; iluminación de pasillo interior y peldaños LED; Itinerarios electrónicos y preparación para el sistema wifi.

Las unidades también están equipadas, con características que tienen como objetivo brindar más comodidad y confort a todos durante el transporte, como aire acondicionado, asientos en el modelo de carretera para pasajeros y asiento hidráulico, con desplazamiento lateral y reposacabezas para el conductor.