169 OBSERVACIONES RESPONDIÓ TRANSMILENIO EN LICITACIÓN DE BUSES ZONALES

Redacción Colombiabus

¿SERÁ UNA LICITACIÓN CREADA SÓLO PARA BUSES ELÉCTRICOS?

Uno de los proyectos más importantes para la industria del autobús en Colombia, es el resultado de la licitación para provisión y operación de la flota de buses zonales del sistema Transmilenio de Bogotá, que tiene como objetivo adjudicar seis (6) contratos de concesión para 6 unidades funcionales (patios) que pueden llegar hasta 15 años para las tecnologías eléctricas y 10 años para otros tipos.

Cabe recordar que la publicación de los pliegos licitatorios tuvo lugar en julio de 2020 y septiembre fue un mes clave, pues tuvo lugar la audiencia pública a cargo de Transmilenio para aclarar inquietudes respecto a las condiciones requeridas para participar y la fijación de riesgos, donde se define quien debe asumirlos. De esa audiencia y las diferentes objeciones presentadas por los postulantes, se llegó a la conclusión de aplazar por 12 días el proceso y reajustar el cronograma, que en este momento tiene prevista para el 1 de diciembre, la audiencia pública de adjudicación de la flota.

Foto: Oscar Flórez

Durante la audiencia, representantes de BYD, Yutong, Engie, Transdev, Allison Transmission, Voith, Transfondo, Brigard & Urrutia Abogados, Sunwin, Zhongtong Bus, Codensa, Engie, Celsia, EVBox, Fiduoccidente y otras compañías junto con sus bufetes de abogados, presentaron sus objeciones y solicitudes de aclaraciones a Transmilenio. De ellas se ha entregado un primer que responde a 169 requerimientos formulados por los postulantes, que ha sido publicado en la plataforma SECOPII del portal Colombia Compra Eficiente.

Entre algunas respuestas de carácter técnico a las observaciones, se encuentra la negativa de Transmilenio a modificar el anexo de condiciones para que los busetones tengan la obligatoriedad de equipar transmisiones automáticas con retardadores, en aras de mejorar la seguridad, que había sido formulada tanto por Voith como por Allison Transmission. Se despejaron dudas respecto a la incorporación de los sensores de peso, que serán exigidos únicamente para los buses orientados a prestar servicios de alimentación.

También Transmilenio ha atendido las peticiones respecto a uno de los puntos más complicados como es los documentos, permisos y certificaciones relacionadas con los lotes donde deberán ubicarse los diferentes autobuses, aunque aún no está claro el panorama respecto a la consecución de los mismos. Ajustó lo relacionado con algunos riesgos de tasa de cambio, entre otros requerimientos.

El último plazo para solicitarle a Transmilenio aclaraciones, vence el 13 de octubre y en 19 del mismo mes, deberán entregarse las respuestas a las objeciones finales, en un cronograma donde la presentación de la propuesta definitiva deberá entregarse el próximo 10 de noviembre y la audiencia de adjudicación que se celebrará el 1 de diciembre.

Todas las respuestas de Transmilenio a las inquietudes presentadas por los postulantes, se encuentran en este documento que puede ser consultado y descargado:

Deja un comentario